5 pasos para que su hijo coma verduras

La alimentación es uno de los factores más importantes y determinantes en el crecimiento de los niños. Sin embargo, las comidas rápidas cargadas de grasas, harinas y azúcares se vuelven la competencia constante con platos mucho más saludables y aparentemente poco sabrosas.
¿Usted alguna vez le ha pasado esta situación? ¿Le ha dicho a su hijo algo así…?
-¡Si no te comes las verduras, no puedes ir a jugar al parque… ( o comer el postre)-
Según el doctor Jairo Guerrero, Neumológo pediatra y especialista en nutrición, aproximadamente el 30% de las consultas que recibe están relacionado al rechazo de las verduras.
“No consumir verduras puede generar que el niño tenga problemas de crecimiento, también de tipo inmunológico y de falta de concentración en actividades escolares”, debido a la insuficiencia de vitaminas, Zinc, Hierro y otros minerales.
Es así, como en el siguiente artículo le daré cinco consejos para acabar con la batalla entre las verduras y sus hijos.

1. No los obligue a comer.
¡Stop! Las verduras no pueden convertirse en un castigo o un paso obligado para obtener una recompensa. Cada cucharada que obliga a su hijo a comer, puede generar un trastorno alimenticio y una mala imagen de los alimentos saludables.

2. Haga de las verduras su mejor amigo
Preparaciones mucho más sabrosas y vistosas hará más atractivos los vegetales en la comida. Para ello, los padres no tienen que convertirse en un Chef, si no recurrir a la imaginación y la recursividad.
Por ejemplo, para empezar, puede combinar las verduras con platos que a ellos más les gusta, cortándolas un poco más pequeños. También, puedes encontrar recetas que sustituyen las harinas por verduras, las cuales toman el mismo tiempo de preparación, pero es mucho más saludable.

3. Evite la desnutrición, incluya suplementos vitamínicos
En todos los casos los infantes deberían consumir suplementos vitamínicos dietarios que les permita completar ese tipo de falencias en la alimentación. Uno de los productos recomendados por el doctor Jairo Guerrero es KIDSGUMMIES®.
Son la golosina 100% naturales que les aporta vitaminas A, C, D, E, B12, ácido fólico y Zinc, no incluyen edulcorantes, azucares añadidas, gluten, soya ni trozos de nueces o maní. (Lee por qué es recomendado)
De acuerdo con el doctor Guerrero, los suplementos son una ayuda para las familias y los doctores, y la dosis se debe determinar de acuerdo a la historia alimenticia, talla del niño y edad.

4. En la variedad sí les gustará
Haga más diversa la dieta de los niños. Así ellos pueden elegir entre consistencia, sabores y colores” comenta la doctora Zeudy Rodríguez, nutricionista que también reconoce que la mala presentación de los vegetales genera este tipo de problemas.
Es así, como es bueno asesorarse, encontrar distintas verduras que le pueden agradar más a los pequeños.

5. Invítelos a cocinar
Bajos su supervisión, puede hacerlos parte de las preparaciones saludables que realice, pregúnteles cómo les gustaría consumirlos, qué quieren agregarle y cómo pueden decorar el plato. Así se sentirán orgullosos de su trabajo y se comerán las verduras con mucho más gusto, además se sentirán más seguros en probar algo nuevo.